Cuando ya han vivido juntos es el mejor momento para hablar de matrimonio con la pareja

Todas las relaciones de pareja evolucionan de manera diferente y en gran medida con base en las expectativas de ambos. Aunque, claro, no todas siempre volverán a ser las mismas, pero a veces eso no representa un problema porque saben cómo solucionarlo. Sin embargo, puede surgir otro, cuando aparezca el tema del matrimonio. Hay quienes no quieren ese tipo de compromiso y otros sí. Te contamos cuál es el mejor momento para hablar de matrimonio con tu pareja.

Al empezar una relación estable se crean distintos acuerdos explícitos e implícitos. Uno de ellos es la seriedad o destino de la relación. Hay personas que no creen en el matrimonio ni en la unión libre y lo dejan claro desde un inicio. Mientras que hay otras personas que creen en la unión matrimonial. No se trata de que sea mejor que otra, solo dirigen tu vida amorosa y con ello tus decisiones. Es momento de que tomes una decisión, cuando tú quieres casarte y él no, además, no lo dejó en claro desde un inicio.

Ya han vivido juntos

Hay parejas que se aventuran a casarse sin antes haber convivido y esa es una mala idea. No se conocen lo suficiente, incluso si han pasado largas temporadas al lado del otro, no es lo mismo vivir juntos. Con la convivencia podrás determinar si son capaces de seguir con ese ritmo de vida y en ese lapso conocerás si se apoyan y quieren lo mejor para el otro. Si todavía te preguntas cuándo es el momento para hablar de matrimonio, la respuesta es cuando ya hayan intentado formar una vida juntos.

No lo hagas cuando la relación se esté deteriorando

Nunca intentes salvar una relación que está mal atándote a una persona. Si su unión ya no funciona, el matrimonio solo lo empeorará y al final lo que pudo acabar bien y sin dolor, se convertirá en una tortura. Por lo tanto, si están pasando por una situación terrible no la empeoren, es preferible cortar por lo sano y conservar un bonito recuerdo.

Se empático, dale estabilidad a tu pareja y evitarás que te sean infiel

Cuando tosen en casa.